Querido diario:

Posted on noviembre 23, 2010

15



El otro día (hace como un mes) bajé “Scott piligrim vs. The World” y no la ví hasta que llegó la persona con quien la vería; Lo único que sabía previamente es que era basada en un cómic (fome por lo demás; con historia simplificafle a dos párrafos de guión y predecible pa’ mas remate) y que aparecía Michael Cera, fome también, me cae mal y no tiene ninguna gracia, su cara inexpresiva y sin colores me hace pensar en que no sé de dónde pensaron que el loco podía ser buen actor.
El niño había tenido cueva en cintas anteriores como “Superbad”;  donde encarna el papel mas latoso del mundo o en “Juno”,  en donde se supone que hace de mino rico (FAIL)  me dieron ganas de pegarle una patada en los cocos para que reaccionara y cambiara la cara de aweonao que ponía pero soy de shile y él no ;_;.
Otra cosa que me cayó mas mal que la chucha fue su intento de ser chistoso (como cuando tiene que tocar guitarra y pone las piernas como si tuviese una discapacidad).
Bueno,  estaba viendo la lesera y alcancé a cachar como dos “batallas” antes de yacer en mis aposentos y me dieron vergüenza ajena lo weonas que eran; qué lata mas grande se debe sentir tirar una talla y que te salga fome (fome y cara jiji) aunque podría haber sido peor si le hubiesen puesto risitas grabadas de fondo, pero no era ná serie gringa.

Bueno, ví esta cosa y bla bla, pasó lo que ví en el trailer, me quedé dormida como ala media hora (y eso que había dormido como guagua la noche anterior) y desperté en el final. Nisiquiera tuve que preguntar qué chucha había pasado en todo el rato en el que dormí; se supuso todo, se asumió que el weón había hecho lo que habían dicho en el trailer y esperando la única parte desconocida que puede tener una película predecible; El final, el cual encontré una mierda. Una vergüenza para los fervientes del mundo visto en 8 y 16 bits.

Y eso po, igual me gustaron los efectos.

Anuncios
Posted in: Uncategorized